AMBLIOPIA ALCOHOL TABACO

imagen ambliopía

Es una intoxicación crónica de la porción orbitaria del nervio óptico, que ocurre con frecuencia; generalmente ataca a los dos ojos en la edad adulta o en la vejez y es debida, en la mayoría de los casos, al uso excesivo del tabaco, del alcohol o de las dos sustancias a la vez y a la falta de ingestión de una dieta adecuada. Los síntomas son: Disminución gradual de la AGUDEZA VISUAL, visión neblinosa; el enfermo ve mejor al oscurecer y los trastornos visuales son más prejudiciales con una iluminación brillante.

imagen de botella brillandoEl CAMPO VISUAL tiene sus límites periféricos normales, pero hay un escotoma central rojo y verde, que corresponde a la distribución de las fibras papilomaculares del nervio óptico; existen siempre escotomas cecocentrales bilaterales(que se extienden desde el punto ciego hacia el área de fijación), más fácilmente demostrados con objetos de prueba rojos. ¿Que observamos en el paciente? Al principio no existen lesiones en la papila o simplemente una ligera hiperemia y enturbiamiento del borde; más tarde puede habe palidez de la porción temporal de la papila. ¿Como cursa el cuadro? El progreso de la enfermedad es lento. Si la intoxicación continúa, la visión se afecta cada vez más. Si la causa se elimina, generalmente hay una mejoría gradual y la visión recupera con frecuencia su agudeza, con desaparición completa del escotoma.

Pero en los casos graves, puede quedar una reducción permanente de la agudeza visual y el escotoma relativo persistirá indefinidamente. Por lo tanto, aconsejamos ser moderados para evitar este empeoramiento de la VISION.
Madhu Khanani/Marcelo García

¿SIRVE TAPAR UN OJO?

imagen niña con parche en el ojo

Existen diferentes formas de tratar la ambliopía. El tratamiento clásico es el uso del parche, pero en muchas ocasiones, desde nuestra filosofía no es el procedimiento más adecuado.

Nosotros, Optometristas Comportamentales, tratamos la ambliopía como un problema de aprendizaje de un ojo frente a otro. Y por tanto el problema no es que un ojo tenga menos visión, si no que ambos ojos no saben trabajar juntos, y de ahí que un ojo se quede atrás. Por lo general, desde nuestra disciplina de trabajo no hay que tapar ninguno de los ojos; Al ocluir un ojo, generalmente el bueno, estamos haciendo una serie de cambios en el mundo del niño que difícilmente la va a beneficiar. En primer lugar porque no ve bien. Un niño no puede entender porqué le tapan su ojo bueno, y lo dejan viendo muy poquito. Hay veces que la agudeza visual es tan reducida, y las oclusiones tan prolongadas que dejan a algunos pacientes por la calle viendo un 15 o 20%. Por otro lado, psicológicamente, además de los problemas visuales y de los espaciales, encontramos los de autoestima y la relación con el resto de niños, que en ocasiones se ríen de ellos, lo que nos conduce a resultados nefastos, o directamente a no seguir las indicaciones terapéuticas. Cuando un niño se enfrenta a vivir con parche, están interesados en poder ver, haciendo un esfuerzo tan grande, que pierden mucha información esencial, puesto que todas las habilidades visuales y perceptuales se encuentran mermadas de esa forma. En ocasiones, tienen que poner toda su atención en su visión, por lo que no procesan de manera adecuada la información, y la vía auditiva también puede verse afectada, ya que toda su atención se encuentra puesta en la ruta visual, dejando el procesamiento de la información auditiva a un lado, teniendo así mayor predisposición a padecer dificultades en el aprendizaje.

La mejor solución a éste tipo de problema, pasa por la Terapia Visual Neurocognitiva. Se puede tratar un ojo vago a cualquier edad, tanto en niños como en la edad adulta, puesto que la plasticidad cerebral permite que podamos establecer nuevas conexiones neurológicas durante toda la vida. A través de un tratamiento de Terapia visual individualizada, se puede enseñar al ojo amblíope a trabajar e igualar las habilidades a las del otro ojo, haciendo que ambos trabajen, y lo hagan a la vez, restableciendo de éste modo la visión binocular.

En nuestro centro entendemos el problema del ojo vago como un problema binocular, de ahí nuestro enfoque y éxito persistente de la terapia.

Marcelo García/Madhú Khatnani.

HIPERMETROPIA

imagen hipermetropía
TODO LO QUE TIENES QUE SABER SOBRE LA HIPERMETROPIA

– La hipermetropía (de las palabras griegas υπερ, hiper que significa «por encima de», μέτρον, metron «medida» y ὄψ, ojo) es un defecto ocular de refracción que consiste en que los rayos de luz que vienen del infinito (podemos considerar todo aquel procedente de 6 mts. o más) inciden en el ojo humano, convergiendo detrás de la retina, formando de esta manera el foco o imagen.

– Es debida casi siempre a que el ojo es muy corto en su eje antero-posterior.
– Es un defecto muy frecuente, aunque no es progresivo ni tiene repercusiones graves.
– Se trata mediante el uso de lentes compensadoras convergentes o convexas, lentes de contacto.
– La cirugía refractiva también puede aportar beneficios, siempre y cuando la hipermetropía este estable.
– La magnitud de este defecto se mide en dioptrías positivas.
– Una persona con hipermetropía tiene problemas de visión a distancias cortas, pudiendo ver con mayor claridad a distancias lejanas. El ojo no puede enfocar objetos situados más cerca de una determinada distancia, denominada punto próximo o punto cercano.
– En una persona adulta joven sin defectos ópticos, el punto cercano se sitúa a 25 cm del ojo. En un hipermétrope el punto cercano se desplaza a mayores distancias.
Los niños hipermétropes no suelen presentar disminución de agudeza visual, pues compensan el déficit mediante la acomodación (cambio de forma del cristalino). El continuo esfuerzo de acomodación puede producirles dolor de cabeza, fatiga visual (astenopia acomodativa) o retrasos en el aprendizaje. Por esto estamos a favor de un examen visual más asociado al rendimiento o la eficacia , que a determinar si tiene el paciente buena agudeza visual lejana (la mayoría de los exámenes así lo hacen), ya que decir que el paciente no tiene un problema visual porque ve las letras más pequeñas de los test de lejos, es una peligrosa simplificación.

Nosostros valoramos muchas funciones del aparato visual, como la estereopsis, la postura acomodativa, la oculomotricidad, la flexibilidad acomodativa-vergencial, el predominio sensorial visual, la relación de la visión con la mano dominante etc. Es simple, encuentra quien busca, y solo aquellos que indagamos profundamente en la visión, nos encontramos con problemas que pueden bloquear su normal funcionamiento, no nos olvidemos que somos seres predominantemente visuales, conducimos, leemos, caminamos, hacemos deportes, observamos, estudiamos, apreciamos la belleza de una imagen, visualizamos etc. etc. gracias a LA VISION.

Madhu Khatnani/Marcelo García

BUEN DESARROLLO JERARQUICO

imagen niña en la playa

Cuando el neocortex tiene que compensar los fallos de estructuras de nivel inferior, no puede dirigir su acción a funciones más elevadas de dirección, conciencia y planificación.
Las zonas » inferiores» deben tamizar o filtrar toda la avalancha de información , para que la corteza no se sature y este lista para funciones más sofisticadas.

En la visión ocurre algo similar, lo más básico o primitivo debe operar sin esfuerzo, con automatismos, para permitir desarrollar funciones visuales más delicadas, que permitan que el individuo se expanda o sea mucho más eficiente desde el punto de vista visual, por ejemplo aumente su visión periférica, consiga anticiparse visualmente a sus oponentes en un deporte, pueda memorizar imágenes o secuencias escritas al trabajar etc.
Los que trabajamos con niños con problemas de aprendizajes, vemos muy seguido huecos importantes en su desarrollo tanto psicomotor, y como es de esperar en su desarrollo visual, recordemos que la visión es el sentido peor construido al momento de nacer, pero el que más se desarrolla posteriormente.
Estos dos desarrollos son paralelos, y al mejorar uno de ellos influye en el otro, aunque lo mejor es estimularlos al unísono, para conseguir resultados sorprendentes.
Por esto, estamos muy contentos en poder ayudar a tantos niños que padecen estos problemas, siempre focalizados en la VISIÓN, pero nunca ignorando su neurodesarrollo y  su totalidad.

¡VISION DE CERCA!

imagen niña rellenando papel

Recordemos que la vista es la mera capacidad de ver (por ejemplo distinguir los números de una matrícula de un coche), pero la verdadera VISION es el resultado de la capacidad que tiene la persona de comprender e interpretar (obtener el significado) la información visual que le llega a través de los ojos. Solo cuando una persona tiene unas habilidades eficientes de comprensión visual, va a tener las «capacidades necesarias preparadas» para sacar un provecho completo de lo que se enseña en clase. La visión de cerca es un fenómeno que se aprende y en general los profesores no son conscientes de los problemas potenciales que pueden derivarse de unas habilidades visuales poco desarrolladas.

La mayoría de padres y maestros, asumen que los niños y adolescentes con ojos sanos y buena «vista», no tienen problemas visuales o de percepción y según esto, cuando se enfrentan al material de estudio, no hay nada que impida que lo «vean» correctamente y aprendan el material rápidamente. ¡EL ASUMIR ESTO ES FALSO! Una visión pobre puede enviar mensajes conflictivos al cerebro y causar problemas incalculables a los niños que tengan unas habilidades visuales insuficientes en la visión de cerca.Y lo que es preocupante es que los niños con problemas de visión de cerca creen que es normal ver así, ya que no tienen algo con que comparar, lo mismo ocurre con la audición. Recomendamos hacer una examen visual completo (comportamental) a los niños, antes de que empiece a manipular material escrito, uso de lápices etc. En Visual Center Madhu, contamos con un equipo profesional, equipamiento, protocolos y materiales específicos para atender a la población infantil, además solemos desplazarnos a colegios para realizar screening visuales para detectar problemas de VISION.

 

 

EL CUERPO CALLOSO Y LA ESTEREOPSIS

imagen libro

Las dos zonas occipitales de nuestra corteza visual están unidas por la parte posterior del cuerpo calloso y esto explica o da como resultado una percepción  única de dos imágenes que provienen de cada ojo.
Las vías visuales se cruzan en el quiasma óptico, pero el responsable de la integración superior de la información visual es el tercio posterior del CUERPO CALLOSO.

Concretando; el cuerpo calloso conectando las 2 áreas occipitales, cumple dos funciones importantes:
– Interviene en la construcción de la visión binocular, que se consolida a partir del momento en el que el niño domina la bipedestación y percibe en espacio en tres dimensiones.
– Promueve el análisis simultáneo del detalle de una imagen con la información que procesa el hemisferio izquierdo (el analítico), y el contexto de dicha imagen, que interpreta el hemisferio derecho.
Es decir, una imagen adquiere sentido, gracias a su contexto y la unidad dentro de un contexto se percibe gracias a la actividad integrada de los dos hemisferios.
Cuando la información llega al córtex visual, para que la imagen sea interpretada correctamente, deben participar los dos hemisferios, la función visual debe ser binocular. Por esto, si el Cuerpo Calloso no transfiere la información correctamente y de forma rápida y sincronizada, aparecerán las disfunciones de integración interhemisférica, con las graves consecuencias que vemos en el campo de los trastornos de aprendizaje de causa neurofuncional.
Sólo los optometristas del desarrollo (comportamentales) valoramos la visión teniendo en cuenta todo lo anterior descrito.

PREDOMINIO VISUAL.

imagen libro

Un colega nuestro el  Optico Optometrista Manuel Roure, publicó hace poco un libro que forma parte de nuestra amplia biblioteca de Optica/Optometría/Oftalmología/Neurología/Psicomotricidad/ etc, queremos agradecer tantos años de dedicación a este tema tan apasionante e importante como es la jerarquización de nuestro sistema nervioso, de nuestro neocortex. Nuestro cuerpo si bien parece simétrico, 2 ojos, 2 oídos, 2 riñones, 2 piernas, 2 brazos, 2 manos, 2 hemisferios cerebrales, estos últimos con funciones bien definidas, y si bien en muchas tareas participan ambos hemisferios, y es bueno que se desarrollen adecuadamente los dos, en una etapa del individuo uno de ellos debe ser el referente y es lo que conocemos por lateralidad. A nivel visual es muy importante que se defina en los primeros años de vida una referencia visual derecha o izquierda y más importante aún que esa referencia visual actúe en sinergia con la mano que escribe y que esta sea del mismo lado.


Todo esto ocurre en nuestro cortex visual occipital, y en Visual Center Madhu los optometristas comportamentales Marcelo García y Madhu Khatnani, investigan está característica e intervienen para corregirla cuando un cruce lateral (p.e. mano izquierda / ojo derecho), trae verdaderos problemas en el desarrollo normal del aprendizaje en el niño.

Visual Center Madhu
Optometristas comportamentales Tenerife
c/ aceviño 4. Local c-6. La Paz.
Puerto de la cruz
922389975