LENTILLAS PARA CARNAVALES O HALLOWEEN

Las lentillas cosméticas se usan para cambiar el color de ojos y dar un toque a nuestro disfraz.

Las lentillas de colores son seguras, siempre que se haga un buen uso de ellas.

Aunque son usadas como adorno para  nuestra imagen, siguen siendo un producto sanitario, que se coloca en un tejido vivo, y por ello deben cumplir unos requisitos de calidad.

Estas lentillas se pueden utilizar con total seguridad siempre que tengan los parámetros adecuados para satisfacer las necesidades estéticas y ópticas.

El problema surge cuando las adquirimos en establecimientos no sanitarios, sin supervisión de un optometrista, y las tratamos sin cuidado e higiene.

Requisitos para su uso:

  1. No compartirlas con familiares, amigos…
  2. No dormir con ellas.
  3. Comprarlas en establecimientos autorizados: ópticas.
  4. Deben ser prescritas por un profesional sanitario: optometristas.
  5. Cumplir con las normas de higiene en cuanto a manipulación: colocarlas y quitarlas.
  6. Respetar su caducidad y cuidado.

Las lentillas cosméticas las hay: diarias, mensuales, trimestrales y anuales. Pueden ser pedidas con la prescripción esférica o neutras. Son hidrofílicas.

Existen diferentes opciones:

  1. De visibilidad: no cambian el color del iris, la diferencia con tu color natural será mínimo.
  2. De realce: Son indicadas en personas con ojos claros que buscan resaltar el color natural de sus ojos.
  3. De color: cambian por completo el color y el aspecto del iris del ojo.
    1. Colores naturales.
    2. Colores con diseños para fiestas: halloween, carnavales…
    3. Usados para ojos con defectos tanto optométricos como estéticos generados de una patología, accidente o cirugía.

En caso de querer encargarlas a tu óptica de confianza, recuerda ir con tiempo, normalmente son lentillas que no se dispensan al momento, son solicitadas a fábrica, y los tiempos de envío pueden variar según la disponibilidad.

Las lentillas de stock, son fabricadas con parámetros universales, no se hacen a medida, de modo que el radio base, diámetro pupilar y diámetro corneal puede diferir con respecto al tuyo, y la lente comportarse como cerrada o abierta. Esto no supone un problema grave, siempre y cuando su uso sea limitado en el tiempo.

En Visual Center Madhu disponemos de todo tipo de lentillas. ¡Contáctanos!

https://www.visualcentermadhu.com/contacto

MAREOS Y VERTIGOS

imagen mareos y vértigos

Hola a todos nuestros seguidores de este blog de Óptica y Optometría.

En este artículo queremos avanzar sobre un tema muy común y molesto como son los MAREOS Y VÉRTIGOS.

punto de vista de un mareo

Como siempre lo hacemos, nuestro enfoque será holístico, global, para que la persona que este afectada por este problema, pueda primero saber y luego encauzar con los profesionales adecuados la mejora de su salud.

Podemos decir del VÉRTIGO lo siguiente: lo padecen  las personas que no pueden mirar sin marearse al estar en un sitio relativamente alto, decimos relativamente ,porque no hace falta que la altura a la que se halle la persona sea muy significativa, pero para ella será lo suficiente para que sienta malestar.

El MAREO, tiene que ver más con la pérdida de seguridad en el sitio donde uno se encuentra, como que se está pérdido en el espacio, la sensación puede ser referida como que las cosas, el suelo y todo lo que nos rodea se mueve y es muy inestable.

Desde un punto de vista de la experiencia integral, y esto es lo que ocurre siempre, al hacer algo, todo nuestros aparatos captores de estímulos se disparan, al mismo tiempo que el proceso de esa información a nivel neurológico, se integra y todo esa experiencia total es la que percibimos.
Un ejemplo de esto es el siguiente: al comer una manzana verde, la cogemos (tacto), pero antes la vimos (visión), al acercarla a nuestra boca, la olemos y posteriormente la mordemos y la degustamos, es todo una experiencia conjunta y total, al morder, saborear y oír el ruido al masticar.
Por lo tanto, cuando estamos ante MAREOS y /o VÉRTIGOS, debemos analizar sobretodo el aparato visual, el auditivo y el sistema vestibular, pues estos 3 son los responsables de que toda la acción sea ejecutada eficazmente.

imagen de mujer con mareo

En nuestra consulta de OPTOMETRÍA COMPORTAMENTAL, desde hace tiempo hacemos una serie de tests, que no solo evalúan la vista, sino que lo hacen a nivel visual, pero de una forma que los relacionamos  con el sentido auditivo y también vestibular.

Es curioso, que muchas veces unas gafas no son aceptadas por el paciente, pues no se sienten cómodos al caminar, o se marean, o incluso les afecta en la localización auditiva. Decimos curioso, porque esa misma gafa les proporciona una buena vista de lejos, pero al mismo tiempo les produce incomodidad, y acaban por no ponérselas.

En este último año, hemos incorporados técnicas para detectar estos desajustes, para proporcionar la gafa ideal, la que además de dar nitidez de lejos y de cerca, mantiene los sistemas visual, auditivo y vestibular en gran armonía.

Madhú Khatnani/Marcelo García
Optometristas Comportamentales.
Visual Center Madhu.

 

PERCEPCIONES EXTRAÑAS

imagen percepciones extrañas

«Un día vi cómo los libros de mi hermana se volvían más grandes y cómo mi padre se hacía tan pequeño como un muñeco. Siento que mi cuerpo crece y crece hasta que parece ocupar la habitación entera». No es Alicia, el personaje de Lewis Carroll, quien habla sino una niña de 8 años que fue atendida en un centro de salud de Orense por una extraña migraña que se caracteriza por causar desórdenes de la percepción visual que incluyen alteraciones en la forma, tamaño y situación espacial de los objetos. Este trastorno se conocen como «SINDROME DE ALICIA» y es probable de Carroll lo padeciera también. Durante seis semanas la pequeña pudo observar además cómo determinados objetos inanimados de su entorno realizaban movimientos espontáneos repetitivos –la pierna de una muñeca se balanceaba, la persiana de su habitación subía y bajaba- al más puro estilo poltergeist, y cómo todos los objetos de su entorno visual se hacían pequeños y lejanos. Este extraño trastorno puede ocurrir a cualquier edad, pero cuando se asocia a migraña es más común en los más jóvenes, con una media de edad en el momento del diagnóstico que oscila entre los 6 y los 14 años. La mayoría de las veces se presenta de forma repentina y quienes lo padecen pueden experimentar visión liliputiense o MICROPSIA y su contrario, MACROPSIA, que se caracterizan por una disminución y un aumento aparente, respectivamente, en el tamaño de los objetos. Si estos cambios son graduales en lugar de bruscos, el paciente experimenta cómo los objetos se acercan o alejan como si los observara a través de un zoom.

imagen de una película

Otro extraño fenómeno, es el siguiente: – Tú cara no me suena, cariño«Sé que es una cara porque puedo ver los ojos, que están en la parte superior del cuerpo. Puedo distinguir el cuerpo bastante bien. A veces puedo reconocer a la gente por su forma de moverse o de andar aunque estén lejos. Resulta gracioso, ¿verdad? No puedo ver claramente la cara de la gente pero puedo reconocerlos por cómo andan. Cuando mi marido y mi hijo fueron al hospital no supe quién era cada uno hasta que hablaron. Ahora me estoy ejercitando para reconocer a mi marido. Puedo ver sus gafas y su calva, pero tengo que seguir practicando. Uno de mis vecinos, que también es calvo y usa gafas, vino a visitarnos con su esposa. Yo le confundí con mi marido y le llamé cariño. Fue un poco embarazoso». Es el testimonio de una mujer que sufrió un ictus. Sufre un extraño trastorno, que se denomina PROSOPAGNOSIA (del griego prosopon, rostro, y agnosia, dificultad para reconocer) y que incapacita para reconocer caras. Fue descrito por primera vez en 1860, pero no recibió este nombre hasta 1947, cuando el psicólogo Joachim Bodamer relató el caso de un combatiente de la Segunda Guerra Mundial de 24 años, que tras recibir un disparo en la cabeza había perdido la habilidad para reconocer a sus familiares y amigos e incluso su propia imagen en el espejo. Se debe a una lesión en un área de la corteza inferotemporal, situada a ambos lados del cerebro y que se extiende aproximadamente desde la nuca hasta las orejas. En esta franja hay una zona concreta, llamada área facial fusiforme, especializada en el reconocimiento de las caras. Y es también la responsable de que tengamos mayor dificultad para reconocer los rostros orientales, por ejemplo, con los que estamos menos familiarizados. Y es que la habilidad para distinguir unas caras de otras aumenta con la experiencia. Aunque la preinstalación o cableado está incorporado “de serie” en nuestro cerebro, como lo demuestra el hecho de que los bebés recién nacidos tengan predilección por las figuras que semejan rostros. Estas peculiaridades que hemos descrito, ponen una vez más en evidencia que la VISION, no empieza ni acaba en los ojos, sino que es un fenómeno mucho más complejo que involucra al NEOCORTEX y otras estructuras del cerebro.

En nuestro centro, cuando realizamos exámenes visuales, evaluamos también lo que pasa más allá de los ojos y como la VISION interviene en el equilibrio, movimiento, percepción espacial y procesamiento de la información.
Madhu Khatnani / Marcelo García

PELICULAS 3D

imagen mando

El consumo del 3D en películas y videoconsolas puede dañar la visión en niños menores de seis años
Juan Carlos Martínez Moral: “En los niños, y especialmente antes de los seis años, la dificultad de acomodar la visión en dispositivos 3D puede tener efectos mucho más severos, porque su sistema visual todavía se está desarrollando”

Un prestigioso grupo de investigadores de la Universidad de Berkeley, en California (Estados Unidos) revelaron que la observación prolongada de contenidos de películas o videojuegos en 3D (tres dimensiones o estereoscopía) puede provocar molestias visuales, dolores de cabeza y fatiga.


Según el estudio publicado en la revista científica Journal of Vision, el problema de “convergencia acomodativa” se produce porque los ojos de los espectadores tienen que ajustar constantemente la distancia de la pantalla de cine o de la videoconsola y su contenido en 3D. Este cambio constante es lo que hace que la visión se canse más de lo normal, generando visión borrosa, dolores de cabeza,
e incluso fatiga ocular.


No es la primera vez que surgen temores sobre los efectos de la tecnología en 3D, que es utilizada en el cine, juegos de video, televisión y pantallas de ordenadores. En 2010, cuando Nintendo lanzó su consola de video en 3D, ya advirtió que si era utilizada por niños menores de seis años podría dañar su visión, y el año pasado Italia recomendó restringir el uso de lentes 3D por los niños a raíz de un advertencia similar de su agencia de salud nacional.

Ahora, distintas instituciones sanitarias internacionales, entre las que se cuenta el Consejo General de Colegios de Ópticos-Optometristas (CGCOO) y la Agencia Nacional de Seguridad Sanitaria de Francia (Anses), advierten que los niños menores de seis años no deberían ser expuestos al consumo de películas y juegos en 3D, “ya que el proceso de asimilar un efecto de tres dimensiones requiere que los ojos vean imágenes en dos lugares distintos al mismo tiempo, antes de que el cerebro las convierta en una sola. En los niños, y especialmente antes de los seis años, esta dificultad a la hora de acomodar la visión, puede tener efectos mucho más severos porque su sistema visual todavía se está
desarrollando. Incluso, hasta los 13 años el uso de esta innovadora tecnología debería ser moderado”
, explicó Juan Carlos Martínez Moral, presidente del CGCOO.

En nuestro territorio, más de 400.000 espectadores pudieron hacer en 2012 una prueba en más de 100 pantallas de cine 3D de toda Catalunya auspiciada por el Colegio de ópticos y optometristas de Catalunya (COOOC). Un sencillo examen autodiagnóstico de dos minutos se proyectó justo antes de todas las películas 3D. El test permitió detectar distintos defectos en la visión binocular, un problema que afecta a más de cinco millones de españoles, un 12 por ciento de la población. Según Alfons Bielsa, presidente del COOOC, “Se estima que hasta un 56% de las personas entre los 18 y 38 años podrían tener problemas en su visión binocular. Un leve mareo al comenzar a ver una película en 3D es normal pero, si persiste, es una señal muy probable de que existe un trastorno visual”. Un aspecto a tener en cuenta es que existen pocos países que tengan regulaciones sobre el uso de esa tecnología. En el pasado hubo quienes incluso llegaron a argumentar que el 3D podría ser una ventaja, si era utilizado además como un sistema de alerta temprana para detectar problemas de visión en los niños que, de otra manera, podrían pasar desapercibidos. “Es indudable que ver programas en 3D puede por el contrario desenmascarar cuestiones tales como un ojo vago, insuficiencia de convergencia, problemas de concentración y otros problemas visuales en niños de los que los padres pueden desconocer su existencia”, señaló el presidente del Consejo. El estudio recomienda finalmente tomar descansos cada cierto tiempo, utilizarla regulación de las pantallas de televisión y de las videoconsolas para minimizar el efecto y colocar el contenido a una distancia tres veces mayor a la altura en que se encuentra la televisión o la imagen.

PALABRAS CRUZADAS

imagen palabras cruzadas

Me daba pánico ir al colegio. Durante mi infancia, aunque mi agudeza visual era de 20/20 en ambos ojos, tenía muchos problemas para aprender a leer. Cuando miraba hacia abajo, las letras del papel se me movían, y cuanto más pequeño era el tamaño de la letra, peor. Mi fracaso escolar culminó cuando fallé de forma estrepitosa un test estándar de inteligencia. Estas pruebas «objetivas», científicamente diseñadas, estaban pensadas para descubrir la inteligencia innata de cada uno. La dirección de la escuela creía que estos test eran mucho más precisos que las observaciones que hubiera realizado un profesor cualificado y experimentado, incluso aunque hubiera observado al niño durante todo un curso escolar..….. (Del libro: Ver en Estereo, de Susan Barry)

A raíz de esta «omnipotente» prueba, la protagonista fue etiquetada como poco hábil o poco inteligente, y fue incluida en un grupo de niños, que estaban realmente por debajo de su nivel intelectual, ya que para eso se hacían esos test. Esta acción podía repercutir en el desarrollo de los niños de forma contundente. Lo que queremos que quede muy claro, es que las pruebas tienen un gran componente VISUAL, pues recordemos que la visión es un sistema de interacción dinámica entre lo que se percibe (entrada sensorial), lo que se procesa (percepción visual) y lo que emerge o se ejecuta (conductas). En nuestros exámenes comportamentales, tenemos en cuenta TODO ESTO, valoramos la eficacia o rendimiento visual, las habilidades de percepción visual y tambíen las conductas emergentes (lectura, escritura, movimientos corporales, lenguaje etc.) de nuestros pacientes. Este hermoso trabajo que realizamos, nos permite abordar cada caso de forma global, y nos da la oportunidad de realizar terapias muy efectivas.

Marcelo García/ Madhu Khatnani.
Optometrista comportamental Tenerife